Las corrientes típicas (Ityp) determinan la durabilidad de un protector contra sobretensiones

Actualizado: Jul. 14

El parámetro corrientes típicas (Ityp) es una prestación clave de los protectores contra sobretensiones (DPS) que garantiza la protección en las situaciones más habituales, más allá de los parámetros habituales como corriente de impulso (Iimp) y la corriente máxima (Imax).

La Iimp y la Imax garantizan la máxima robustez que los DPSs son capaces de soportar una sola vez en condiciones severas. Sin embargo, las situaciones más comunes frente a sobretensiones en la vida real son las producidas por la propia actividad interna de la red eléctrica, tales como “switcheos” de grandes cargas propias o próximas, o bien inducciones debido a descargas atmosféricas sobre la red eléctrica.

Las corrientes típicas (Ityp) es el valor que estadísticamente los DPSs están expuestos más habitualmente en la vida real. Este valor va a depender del nivel de exposición:

Zonas exposición-imagen_Mesa de trabajo 1

Determinar la durabilidad de los DPSs (su tiempo de vida) es necesario para garantizar la protección que dan. Los DPSs deben estar diseñados para poder superar los ensayos de las normas, pero además deben garantizar unas altísimas prestaciones en la vida real.

El tiempo de vida está descrito por el número de descargas que los DPSs son capaces de soportar a las corrientes típicas (Ityp). El mínimo de descargas exigible que deben soportar es el siguiente:

  • Zonas altamente expuestas: de 100 a 200 descargas.

Prestación a requerir a los DPSs tipo 1+2; habitualmente instalados en zonas con alta exposición.

  • Zonas con exposición baja o switcheo: 500 descargas.

Prestación a requerir a los DPSs tipo 2; habitualmente instalados en zonas con exposición media o baja.

 

 

Protección contra sobretensiones